Etiquetas

, ,

Como diría, una gran persona hace algunos pares de meses atrás, el primer día que lo conocí:

Todas las cosas pasan a su debido tiempo y tienen una razón. Estoy seguro de que hay una razón muy poderosa por la cual hoy cruzaste esa puerta, ¿cuál es? No lo sé, el tiempo lo dirá.

Ésta frase no la he podido sacar de mi cabeza cuando trato de responderme a mi mismo los “¿por qué?”. Y es que es un rompecabezas gigantesco el que tengo ante mis ojos, con infinidad de piezas de colores y lugares vacíos.

Ya el universo se encargará de decir donde van las piezas.

…aunque últimamente no le tengo mucha confianza.

Y después de varios días sin dormir, los ojos se me cierran mientras escribo. Me siento ya cansado, muy cansado; y tengo sueño, mucho sueño, pero no puedo dormir.

Anuncios